Portada
Terapias Alternativas
Armonizacion
Lo Oculto
Su futuro
Meditaciones
Horoscopos
Metafisica
Lugares Energeticos
Profecias
Test
Protecciones
Libros Recomendados
Centros
Sitios Recomendados
Servicios

 
 
 
 
 

¿Pactaron los nazis con extraterrestres?

 

La hipótesis de que los alemanes podrían estar escondidos tras la historia de los OVNIs se atribuye fundamentalmente a los desarrollos tecnológicos producidos durante el III Reich.

Estos ingenios no fueron operativos antes del fin de la guerra, y esto dio lugar a la creencia, fuertemente arraigada, de que los OVNIs eran en realidad armas proyectadas por el III Reich.

Se dice que los alemanes se asociaron en 1941 con los Ugha Mongulala, una tribu sudamericana que les pidió protección contra invasores. Según dice la crónica (explicada por Tatunca Nara, el jefe de la tribu), hace 15.000 años bajaron los dioses a la Tierra y hace 12.000 años volvieron a marcharse, pero dejaron un platillo volante bajo Akakor, ciudad que tiene una longitud de 45 km. ¿Encontraron los alemanes ese objeto y lo utilizaron para sus propias construcciones?

ESPECULACIONES

El investigador americano Alfred Bialek, por su parte, explicó en una entrevista en la revista Soureign Scribe que, en los años 30, dos razas de origen extraterrestre, los Pleyadianos y los Grises, ofrecieron su ayuda al gobierno de los Estados Unidos. La ayuda de los Pleyadianos fue rechazada, pero se pactó con los Grises. Se dice que los Pleyadianos ayudaron a los alemanes.

Así, se habla de que en 1933 el gobierno americano (dirigido por Roosevelt) pactó un negocio con los Grises: el intercambio de humanos y animales por la Alta Tecnología de los alienígenas (Hamilton-Lecture, CBR UFO-Briefing, 3-3-1990, pág. 1b). Alfred Bialek afirmó también en otra entrevista que Roosevelt firmó un acuerdo en 1933 con los Grises. Los Pleyadianos, en cambio, se fueron con los nazis. De esta forma se establecieron dos poderes, uno a cada lado del Atlántico, que se estaban preparando para luchar entre ellos. Un lado les alimentaba con información técnica y, posiblemente, existió alguien más en el otro lado, que haría lo mismo, para nivelarlo.

Ya puedes ver cuántas especulaciones existen sobre el tema OVNI del III Reich pero, ¿qué hay de cierto en todo esto?

Todos conocemos la particularidad de los intereses nazis: los estudios genéticos de Josef Mengele, la búsqueda de tesoros, etc. Otro claro ejemplo son las conocidas Bolas de Fuego. Las apariciones de los famosos Foo Fighters o Bolas de Fuego, durante la guerra, se clasificaron como de origen alemán. Los Foo Fighters, fueron descriptos como de una estructura esférica y capaces de observar y perseguir a los aviones aliados. Se desarrollaron en Wiener-Neustadt bajo la dirección de las tropas técnicas de la SS. Mediante la radio hacían maniobrar a los Foo Fighters cerca de los aviones aliados; se orientaban a través de sensores infrarrojos siguiendo los gases de escape de los motores de las máquinas de sus enemigos. El objetivo principal era provocar interferencias en los radares, para así provocar un aterrizaje involuntario.

Desarrollaron y probaron muchas "superarmas", pero eso sí, en pocas cantidades. El auténtico objetivo de los nazis era un arma que no escupiera fuego ni bramara, un arma silenciosa y misteriosa. ¿Pero que empujó a Hitler a construir algo como los platillos volantes? ¿Fueron los indígenas quienes enseñaron a Hitler como agradecimiento?

Si encontraron en Akakor el platillo, quizás los nazis buscaron a científicos que descifraran la energía utilizada por aquellos "Dioses" que bajaron hace 15.000 años a la Tierra. Algunos especuladores así lo aseguran y señalan al inventor Viktor Schauberger como su ariete.

Agradecemos a la autora de este artículo
Karin Ursula Raschke